91 314 78 36L - V 10h - 14h y 16h - 18h

Bienvenido Entrar

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las 'cookies'. Sin embargo, puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.

Más información Gestionar cookies

Dieta Paleolítica. ¿Qué es? Ventajas y desventajas

Publicado el 16/12/2020

dieta paleolítica,dieta paleo,paleo diet,dieta sana,perder peso,alimentos naturales,salud,bajar peso,herbolario online,salud natural

Estamos a las puertas de un nuevo año y es época de nuevos propósitos. Y uno de los más comunes es la pérdida de peso. Para cumplir este objetivo al ejercicio físico hay que acompañarla con una dieta sana y equilibrada. Las alternativas son muchas y hoy en el blog de Salud Natural os traemos un análisis de una de las alternativas más de moda: la dieta paleolítica. 

¿Qué es la dieta paleolítica?

Aunque la premisa es sencilla, aún hay expertos que no se ponen de acuerdo en qué consiste exactamente este tipo de dieta. Básicamente, la dieta paleo se trata de consumir únicamente los alimentos que consumían nuestros ancestros del paleolítico, donde cogían los alimentos directamente de la naturaleza, sin ser procesados. Esto era lo normal antes de la aparición de grandes factorías de procesamiento de alimentos en la revolución industrial. Aquí hubo un cambio de paradigma. Los alimentos naturales, sin procesar, fueron siendo sustituidos poco a poco por los alimentos procesados hasta llegar a nuestros días, donde la base de la dieta de muchas personas consiste en este tipo de productos.

La dieta paleo tiene muchas cosas en común con el crudiveganismo. Sus defensores aseguran que nuestro sistema digestivo y nuestra genética no han tenido tiempo de adaptarse a los cambios sucedidos desde la generalización de la agricultura y, evidentemente, de la revolución industrial.

Y es aquí, recientemente, donde surge la fiebre por la dieta paleo. Pero, ¿qué debemos comer para seguir una dieta paleolítica?

¿Qué alimentos podemos considerar ‘paleolíticos?

Como hemos dicho con anterioridad, hay disparidad de opiniones. Podemos decir que la base de la dieta paleo son las verduras, frutas, carne, pescado, huevos, frutos secos, aceites, hierbas y todo tipo de especias. Todo lo que salga de ahí no sería considerado ‘paleo’.

¿Qué alimentos no son paleo?

En resumen: todo lo demás. Sí. Para los seguidores más ortodoxos no deben incluirse en esta dieta ni semillas ni legumbres. Adiós al pan y al resto de cereales como el arroz. La razón para excluirlos es que estos alimentos comenzaron a formar parte de nuestra dieta posteriormente al paleolítico, hace unos 10.000 años cuando comenzamos a dominar las artes de la agricultura. 

El azúcar es una de las grandes líneas rojas de este tipo de dieta y, por supuesto, todos sus derivados. En definitiva, todo alimento que esté procesado de alguna forma u otra por la mano del ser humano.

Las ventajas y desventajas de ser ‘paleo’

- VENTAJAS

  • Con este tipo de dieta se asegura una mayor sensación de saciedad al estar compuesta principalmente por frutas y verduras. Mayor control del apetito.
  • Pérdida y control de peso. Sin efectos rebotes.
  • Mayor tolerancia a la glucosa
  • Menor presión arterial
  • Reducción de triglicéridos

- DESVENTAJAS

  • Elimina de la dieta alimentos que han demostrado ser saludables como las legumbres y diversos granos, que tienen un precio económico.
  • Hay investigaciones en materia de genética que aseguran que la inmensa mayoría de seres humanos nos hemos adaptado y somos capaces de digerir los granos. Por lo tanto somos capaces de descomponer y convertir en nutrientes alimentos como el pan, la pasta, el maíz o el arroz.
  • Aún son necesarios muchos estudios para asegurar la seguridad de la dieta paleolítica.

La dieta paleolítica puede ayudarte a bajar de peso y posteriormente a controlarlo. Además, tiene más efectos positivos sobre la salud. Pero aún hace falta un mayor campo de estudio para considerarla una dieta segura al 100%. Por ello, desde Salud Natural te animamos a que primero consultes con tu médico y tu nutricionista.