91 314 78 36L - V 10h - 14h y 16h - 18h

Bienvenido Entrar

Prepara a tus hijos para la vuelta al cole

Publicado el 05/09/2018

sistema inmunologico,defensas,vuelta al cole,virus,bacterias,catarros,herbolario online,cosmética natural,tratamientos naturales,productos naturales

Comienza el curso escolar y comienza la sucesión de episodios infecciosos respiratorios típicos de otoño e invierno que en algunos niños se prolongan durante meses. La mayoría de estos procesos serán víricos y serán episodios catarrales o gripales, pero también habrá faringitis, amigdalitis, otitis, bronquitis… de origen bacteriano. Estos episodios cursan con tos, exceso de mocos, expectoración, dolor, fiebre, postración…

Nos gustaría poder evitar que nuestros hijos pasaran por esta situación, mejorar sus síntomas y disminuir el número de episodios al año. La pregunta que hay que hacerse es si realmente podemos conseguirlo y la respuesta es sí. Los estudios llevados a cabo corroboran la idea de que la mejor manera de prevenir este tipo de infecciones es reforzar nuestro sistema inmunitario para disponer de un buen sistema defensivo y poder hacer frente con éxito a las agresiones por agentes patógenos.

¿Cómo se puede reforzar el sistema inmunitario?

Los pediatras nos recuerdan la importancia de inculcar en los niños hábitos de vida saludables, para que se conviertan en lo normal y cotidiano de sus vidas adultas.

  • La alimentación que sigan nuestros hijos debe ser saludable y equilibrada, ya que una dieta sana ayuda al buen funcionamiento del sistema inmunitario y, por lo tanto, ayudará a que nuestros hijos estén más protegidos frente a las infecciones.A grandes rasgos: es importante que la dieta de los niños incluya 5 raciones al día de frutas y verduras, la fruta mejor que sea entera que en zumo y que alguna de las raciones sea de cítricos; deben consumir lácteos (incluyendo yogur) de forma diaria, 2 o 3 raciones semanales de legumbres y 2 raciones semanales de pescado.
  • Se han realizado estudios clínicos que demuestran el efecto positivo que tiene sobre el sistema inmunitario llevar una vida físicamente activa. Los niños tienen que moverse, practicar deportes, salir a jugar al aire libre, que practiquen un ocio activo y no sedentario.

Además, se recomienda el consumo de alimentos y complementos alimenticios que contengan vitaminas C, E, del grupo B, minerales como el zinc o el cobre... vitaminas y minerales que, se sabe, tienen un efecto positivo sobre el sistema inmune. Y debemos aprovechar la fuente de recursos importantísima que es la naturaleza.

La vuelta al cole ideal

¿Cómo queremos que sea la vuelta al cole de nuestros hijos? Queremos que afronten el comienzo del curso escolar en las mejores condiciones posibles y que disfruten de su día a día.

Queremos que la mayor actividad física e intelectual a la que se van a someter no les suponga un problema, queremos que no estén cansados y que tengan la energía suficiente para estar activos y centrados en sus actividades diarias.

Y queremos que estén protegidos. Que dispongan de un sistema defensivo propio que sea eficaz y que eso se traduzca en que nuestros hijos se acatarren lo menos posible durante el curso y tengan el mínimo número de procesos infecciosos respiratorios, para que puedan continuar con su ritmo diario habitual de clases y de actividades deportivas y sociales.

Recursos naturales que favorecen el funcionamiento del sistema inmune

- Jalea Real

La jalea real es un producto natural elaborado por las abejas obreras. Es un complemento alimenticio considerado, por muchos, un superalimento. Y es que tanto su composición como las propiedades funcionales que posee, así lo corroboran. Hoy los estudios científicos apoyan y explican las propiedades beneficiosas que ya se conocían por su uso tradicional.

El amplio abanico de sustancias que la forman, le aportan un alto valor nutricional. Su composición principal es la siguiente:

  • Hidratos de carbono; proteínas, entre ellas gammaglobulina y albúmina, y también aminoácidos como arginina, valina, lisina, metionina, prolina…; lípidos: hay que destacar en su composición a un ácido graso específico de la jalea real, el 10-HDA (ácido 10-hidroxidecenóico), que se utiliza como marcador para valorar su calidad.
  • La jalea real es rica en vitaminas A, C, D, E y en vitaminas del grupo B. Y, también, en sales minerales de calcio, cobre, hierro, fósforo, selenio, manganeso y zinc.
  • Además, posee enzimas, glucósidos, esteroles, flavonoides…


Según la literatura científica, la jalea real posee propiedades funcionales muy importantes para la salud y el bienestar de quien la consume:

  • Se dice que es reconstituyente, energética y estimulante, por lo que se usa como un tónico natural en todas las edades de la vida, desde la infancia a la tercera edad. La jalea real se suele consumir en momentos de sobrecarga física y mental, en convalecencias, en los cambios de estación, en estados asténicos y de cansancio... Ha demostrado mejorar el rendimiento físico y psíquico de quien la consume.
  • En distintos estudios ha demostrado tener actividad antiséptica, desinfectante e inmunoestimulante. Lo que la convierte en un complemento muy eficaz para afrontar con éxito el otoño y el invierno, durante los cuales aumentan los episodios infecciosos respiratorios.
  • La actividad antioxidante observada se asocia a su composición en esteroles y flavonoides, entre otros.
  • Se ha visto que actúa sobre el sistema nervioso proporcionando una mejor resistencia a los estados de nerviosismo y de alteración del ánimo. Su consumo produce bienestar.

- Propóleo

El propóleo o própolis es una sustancia resinosa que las abejas transforman y elaboran a partir de diferentes plantas y que utilizan como material de construcción y aislamiento (se utiliza para sellar grietas y orificios de la colmena y embalsamar intrusos), así como de protección y defensa frente a las agresiones del medio externo, garantizando la asepsia de la colmena.

El propóleo es rico en resinas y bálsamos (50-55%), ceras (25-35%), polen y una fracción de aceite esencial. Posee una composición compleja, en la que destacan sustancias de gran valor biológico como los bioflavonoides (galangina, crisina, quercetina, apigenina…), ácidos aromáticos (ácido cafeico, ácido cinámico…), ácidos orgánicos, taninos, cumarinas… También contiene aminoácidos, vitaminas y minerales.


Se han estudiado las distintas propiedades beneficiosas para la salud que aporta el consumo de propóleo:

  • Actividad antiséptica, contra un amplio espectro de microorganismos (bacterias, hongos y virus). Evita que se extiendan las infecciones. La capacidad antibiótica frente a bacterias Gram + y Gram - se debe principalmente a su contenido en ácido benzoico y cinámico. La galangina y el ácido fenólico contribuyen a la actividad bacteriostática y bactericida y la acción antimicótica del propóleo se debe a la presencia de ácido cafeico.
  • Es inmunoestimulante: aumenta la resistencia natural del organismo, ayudando a prevenir procesos infecciosos. Diversos estudios realizados han demostrado que el propóleo estimula la fagocitosis, eliminando rápidamente la flora patógena en las zonas de inflamación, a la vez que aumenta la actividad de los linfocitos, estimulando la producción de anticuerpos.
  • Antioxidante. El consumo de propóleo aumenta la actividad de la enzima superóxido dismutasa, lo que explica su actividad antioxidante 12 .
  • Y presenta, también, acción antinflamatoria y analgésica ligadas a su contenido en aceites volátiles o esenciales.

- Equinácea

Planta usada tradicionalmente por los indios nativos de Norteamérica, tanto de forma oral como tópicamente. Presenta una excelente tolerancia. Se emplea la raíz, rica en principios activos como son: aceite esencial, resina, fitosteroles, ácidos fenólicos y polisacáridos.


Los estudios llevados a cabo determinan que esta planta presenta actividad inmunomoduladora e inmunoestimulante. Se ha visto que estimula la fagocitosis, induce la producción de citocinas y estimula la proliferación linfocitaria.

Presenta actividad antiséptica, siendo excelente su eficacia antiviral, antibacteriana y antifúngica; por lo que la equinácea está indicada en infecciones de cualquier etiología.


La mayor parte de las publicaciones relacionadas con el uso terapéutico de la equinácea hacen referencia a la prevención o tratamiento de las infecciones del tracto respiratorio superior, tanto en adultos, como en niños. Por lo que está especialmente indicada para el tratamiento y la prevención del resfriado común y la gripe.


La raíz de equinácea también tiene actividad antiinflamatoria. Resultado de inhibir la síntesis de prostaglandinas y leucotrienos y a la enzima hialuronidasa.

Comentarios

Sin comentarios por el momento

Sólo usuarios registrados pueden enviar comentarios